¿Cómo salir triunfador en las batalla de mi vida (“mi mundial”)?

Números  13:25-33 Y volvieron de reconocer la tierra al fin de cuarenta días. 26 Y anduvieron y vinieron a Moisés y a Aarón, y a toda la congregación de los hijos de Israel, en el desierto de Parán, en Cades, y dieron la información a ellos y a toda la congregación, y les mostraron el fruto de la tierra. 27 Y les contaron, diciendo: Nosotros llegamos a la tierra a la cual nos enviaste, la que ciertamente fluye leche y miel; y este es el fruto de ella. 28 Mas el pueblo que habita aquella tierra es fuerte, y las ciudades muy grandes y fortificadas; y también vimos allí a los hijos de Anac. 29 Amalec habita el Neguev, y el heteo, el jebuseo y el amorreo habitan en el monte, y el cananeo habita junto al mar, y a la ribera del Jordán. 30 Entonces Caleb hizo callar al pueblo delante de Moisés, y dijo: Subamos luego, y tomemos posesión de ella; porque más podremos nosotros que ellos. 31 Mas los varones que subieron con él, dijeron: No podremos subir contra aquel pueblo, porque es más fuerte que nosotros. 32 Y hablaron mal entre los hijos de Israel, de la tierra que habían reconocido, diciendo: La tierra por donde pasamos para reconocerla, es tierra que traga a sus moradores; y todo el pueblo que vimos en medio de ella son hombres de grande estatura. 33 También vimos allí gigantes, hijos de Anac, raza de los gigantes, y éramos nosotros, a nuestro parecer, como langostas; y así les parecíamos a ellos. VIDEO

Factores a tomar en cuenta para ganar las batalla decisivas de  mi vida (“mi mundial”):
  1. Conocer detalles de lo que se vio en el territorio a conquistar. (v.23)
    • La tierra prometida era extensión enorme con mucho gigante.
  2. La reacción después de conocer el informe. (Números 14:1-4)
    • La pregunta: ¿Qué hacer con el informe que se nos da?
      • El enemigo estaba armado hasta los dientes.
      • El enemigo estaba fortificado.
      • El enemigo de los israelitas era más grande físicamente.
        • Como Israel, a menudo olvidamos que Dios está de nuestro lado. Él nos trajo hasta aquí.
        • No olvide jamás que Dios confía en nosotros y Él nos escogió cuidadosamente.   
  3. Lo que el temor puede hacer o causar en nuestras decisiones.
    • Un corazón dudoso.
      • Debemos confiar en un Dios invisible para pelear contra un enemigo visible.
    • Una imagen propia distorsionada de lo que vemos.
      • No olvidar jamás que Satanás trabaja en nuestra mente.
        • Quiere convencernos de que estamos equivocados y que no somos nada.
        • Quiere convencernos cuán fuerte y poderoso es el.
        • Quiere convencernos de que Dios es infiel.
      • No podremos ver lo que realmente es Satanás hasta que NO veamos a Dios como realmente es Él.
        • En Cristo, somos más que vencedores.
        • En Cristo, que me fortalece, todo lo puedo.
        • En Cristo, soy co-heredero de todo lo que a Él le pertenece.
        • En Cristo, somos perdonados, aceptados, victoriosos y sentados en Su cielo con Él.
        • El complejo de perdedores nos hace sentir inferiores ante situaciones y personas que podemos enfrentar y vencer.
    • Crea una doble mente.
      • Una pregunta: ¿Cuál es su nuevo territorio a conquistar? ¿No sabe todavía?
      • Dios es glorificado cuando aceptamos una tarea tan grande en la que Él está obligado a responder.
      • Toda persona de esta congregación ha sido, es y será retada a entrar en lo desconocido.
      • Necesitamos creer en nosotros mismos, en lo que nosotros sabemos que tenemos.
      • Los cobardes NUNCA comienzan nada.
      • Los tibios comienzan pero se quedan a medio camino.
      • Los valientes inician, siguen, luchan y terminan sangrados, desgastados, pero terminan…y celebran.
Un día nosotros también celebraremos con Jesús. Seamos fieles, no abandonemos el campo de batalla, y crucemos el rio de la mediocridad de la mano con Jesús. 

Dejar un comentario